902 123 253
Área de Cliente Alta / Gestión de partes

Cobertura de daños por fenómenos atmosféricos

La adquisición de una casa suele ser la principal inversión familiar por lo que merece la pena protegerla al máximo ante cualquier imprevisto, por muy remoto que pueda parecernos, como es el caso de caída de rayo.

Daños por fenómenos atmósfericos

Daños por incendio, robo, daños por agua, son algunos ejemplos de los incidentes más habituales en nuestro hogar, pero existen otros, causados por fenómenos atmosféricos, que no debemos olvidar.

Con nuestro seguro de hogar, los daños materiales directamente causados por alguno de los siguientes fenómenos climatológicos, estarán cubiertos, según límites establecidos en la póliza (que incluiría las condiciones generales y las condiciones particulares):

  • Caída de rayo: descarga eléctrica de origen atmosférico.
  • Pedrisco: piedra o granizo intenso.
  • Viento y lluvia: según niveles de velocidad e intensidad.
  • Nieve.
  • Inundaciones.

Siempre se tendrá que demostrar que el fenómeno en cuestión ha producido el daño, bien por los Organismos oficiales competentes o mediante la aportación de otras pruebas.